2020 en retrospectiva: M&G (Lux) Global Listed Infrastructure Fund

12 min de lectura 28 ene 21

El valor y los ingresos de los activos del fondo podrían tanto aumentar como disminuir, lo cual provocará que el valor de su inversión se reduzca o se incremente. No puede garantizarse que el fondo alcance su objetivo, y es posible que no recupere la cantidad invertida inicialmente.

  • La debilidad de los sectores de infraestructura de energía y de transporte durante el bajón de marzo, el dominio de las acciones de la «nueva economía» y el entorno de TIR crecientes de la deuda durante la fase de recuperación supusieron un entorno complicado para las estrategias de infraestructura cotizada en 2020.
  • La actividad de cartera fue mayor de lo habitual, al aprovechar lo que consideramos como oportunidades de compra presentadas por la venta indiscriminada de valores en el marco de la pandemia global. Durante el año iniciamos siete nuevas posiciones, seis de las cuales en suministro público. Así, la exposición a este sector aumentó hasta su mayor nivel desde el lanzamiento del fondo.
  • Los dividendos crecientes y fiables de utilitiesfortalecieron el flujo de rentas esperado de la cartera. La mayoría de sus posiciones aportaron subidas de dividendo en el rango básico del 5% al 10%, aunque un puñado de ellas —sobre todo las expuestas a los aeropuertos— anunciaron recortes o suspensiones de sus repartos.
  • El fondo continuó proporcionando un renta superior del 3,3% (clase A de distribución en EUR) a fin de año, frente al 1,8% del índice MSCI ACWI (Fuente: MSCI Inc., 31 de diciembre de 2020).
  • El análisis de cuestiones medioambientales, sociales y de gobierno corporativo (ESG) sigue siendo una parte integral del proceso de inversión. Al mismo tiempo, continuamos evaluando riesgos particulares para la clase de activos y dialogando con las compañías en las que invertimos para asegurar que operan de forma sostenible.

Leer la nota completa

Related insights